Fantasies sexuals a través del mesenger i l’Skype

FANTASIES SEXUALS A TRAVÉS DEL MSN I L’SKYPE

Basades en converses reals i transcrites literalment excepte els noms dels protagonistes que han estat trets per raons personals.

Són varies converses fetes a traves d’internet amb els programes mesenger hotmail,  Skype i xat del Facebook(Feis) per dos persones que estant enamorats vivien molt lluny i a una d’elles li agradava molt aquest tipus de converses que són molt explícites i poden ferir la sensibilitat d’algunes persones, però ho he deixat així inclús les faltes d’ortografia per la rapidesa d’escriure en xats i he volgut que sigués totalment l’original.

 

[26/11/2010 23:18:12] : QUÈ FAS

[26/11/2010 23:18:33]  NO HAVIES DE VINDRE A LA ROOM

[26/11/2010 23:18:44] : SE M’APAGA L’ORDINADOR CADA MOMENT I ES PENGE NO SE QUE LI PASSE PERO EM SEMBLA QUE ESTA A PUNT DE MORIR

[26/11/2010 23:18:56] : NEM A LA ROOM

[26/11/2010 23:19:07] : MIRA EL CORREU

[26/11/2010 23:19:07] : UN VIRUS, SEGUR

[26/11/2010 23:19:46] : IGUAL SI PERO TINC 2 ANTIVIRUS QUE VAN BE

[26/11/2010 23:20:50]  ARA SI

[26/11/2010 23:21:07] : MOLT BE I ES VEU BE

[26/11/2010 23:21:46]  A MI EM PASSAVA I ERA UN VIRUS ME’L SALVAREN I FORMATEJAREN PER 50 EUROS

[26/11/2010 23:21:59]  VA ATACA

[26/11/2010 23:22:17] : LI DIRE A EDU EL DE LA CASA QUE SAP MOLT IGUAL TE UN ANTIVIRUS MES POTENT

[26/11/2010 23:22:31] : VA VINGA CAP A L’HABITACIÓ

[26/11/2010 23:23:23]  EL PRIMER DIA EM DUS AL BRAÇ

[26/11/2010 23:26:29] )

[26/11/2010 23:29:02]  T’AGAFO DES DEL SOFÀ QUE ESTÀS MIRANT LA TELE I EN BRAZOS ET PORTO COM ELS RECENT CASATS FINS A L’HABITACIÓ FENT-TE BESETS PER TOT EL COLL I LA CARA. TU PORTES UN PIJAMA AMB PANTALONS I LA CAMISA PORTA BOTONS ES MOLT BONIC ROSA I BRILLANT. ET POSO A SOBRE EL LLIT SUAUMENT I TU T’ÈSTIRES COM SI ESTIGUESSIS CANSADA A LEShores T’AGAFO DE LES MANS I ET CONVIDO A POSAR.TE DE PEUS ET POSES JUNT A MI I COMENCEM A BESAR.NOS SUAUMENT LA BOCA ELS LLAVIS EL COLL ELLS CABELL FINS FERNOS MORREIG AMB LLENGUA A LO BESTIA ESTEM AIXÌ UN ESTONA I PAREM PERO AMB ELS COSSOS PEGATS COM LAPES I  AMB EL SEXE. COMENÇO A DESABROCHAR BOTO A BOTO MOLT SUAUMENT MENTRE ET VAIG DONANT BESETS PER TOTES LES PARTS QUE PASSO FINS QUE ET TREC LA CAMISA I ET COMENÇO A MENJAR I XUPLAR ELS MUGRONS I ELS PITS DURANT UN QUART D’HORA ALESHOTRES EM DIUS QUE PARI I PARO. ARA TU.

 

 

[26/11/2010 23:35:14]  EM TREUS TOTA LA ROBA, TINC CALOR, XAFOGOR I EL COS ESTÀ TIBANT DE PLAER, ENS ABRACEM TANT FORT QUE ELS NOSTRES SEXES INTERCANVIEN LÍQUIDS DE PLAER, NO PUC MÉS, ET XUPLE EL SEXE COM TU SAPS QUE FAIG, ARA TU A MI, EM CONTROLE L’ORGASME ,PERO RÀPIDAMENT EM PENETRES I UFFFFFFFFF, ELS DOS SENTIM TANT DE GUST QUE ENS TORNEM A BESAR DESESPERADAMENT , SENSE PARAR DE DIR-NOS QUE ENS ESTIMEM

[26/11/2010 23:45:23] : JA

[26/11/2010 23:45:30] : JO M’APROPO A TU PER DARRERE I ET PREGUNTO AGAFANTE PER LA CINRURA I BESANTE EL COLL SI VOLS UNA COPA DE MENTA AMB ALGO QUE T’AGRADI  DIUS QUE SI I EN 2 MINUTS TORNO AL ROOM I ENS PRENEM LA COPA RÀPIDAMENT DONCS ENCARA ESTEM EXCITATS. JO ET PREGUNTO SI ALGUNA VEGADA T’HAN PENETRAT PER DARRERA A LA VEGADA QUE VAIG MOVENT-ME PER DARRERA TEU APRETANT AMB LA POLLA EL TEU CUL I PARLAN-TE A L’ORELLA I EM DIUS QUE SI QUE T’AGRADE MOLT A LES HORES TE AGAFO I POC A POC ET VAIG PORTANT CAP A LA PARET DEL CUARTO I QUAN ESTEM A LA PARET T’APRETO FORT AMB EL MEU COS I SEXE SOBRE EL TEU I EL TEU CUL RODONET Y BONIC. M’AGENOLLO I COMENÇO A BESAR-TE EL CUL I A FICARTE EL DIT MOLT A POC APOC PER LANO PER NO FERTE MAL. ESTIC AIXI UNA ESTONA I CADA VEGADA ENTRE EL DIT AMB MES FACILITAT MENTRE TU GEMEGES DE GUST. pARO UN MOMENT I CORRENTS VAIG A LA CUINA I TORNO AMB UN POT DE POMADA SUAVITZANT ESPECIAL PER AIXÒ T’OBRO EL CUL I ET POSO CREMA I VAIG FICANTE EL DIT CADA VEHADA MES FONDO FINS QUE SENSE ADONARTE EL QUE TENIES JA ERA LA MEVA POLLA I POC A POC LA VAM ANAR INTRODUINT PEL FORAT PETIT ENTRE ELS CRITS DE GUST QUE FEIES I A FINAL ENTRA TOTA SENSERA,. VAM ESTAR VIOLENTAMENT MOVENT-NOS I ENTRAVA I SORTIA COM UNA BALA MENTRE ELS DOS CRIDAVEM I ENS DEIEN COSES BONICAS I SEXUALS PER EXCITARNOS MES YO TE LA CLAVABA AMB FORZA FINS AL FINALI TU ET DEIXAVES SENSE PROTESTAR COL.LABORANT MOLT EN LA FEINA VAM ESTAR AIXÌ COM MITJA HORA FINS QUE EL FINAL UN TORRENT DE LIQUID BLANC VA INNUNDAR LES TEVES ENTRANYES I VAM CAURE EL TERRA JUNTS BESANTNOS I DIENTNOS DE TOT I VAM QUEDAR TIRATS DSCANSANT ALLI UNS MINUTS.

[26/11/2010 23:49:49]  UFFFFFFFFFFFFFFFF, ESGOTADA D’AMOR, DESPRÉS AL LLIT DESCNSEM AMB LES MANS AGAFADES I FENT-NOS APRETONS, I LA BOCA SENSE PARAR DE BESAR I DIR COSES BONIQUES

………..: dESPRES D’AIXO ET PROPOSO PUBLICAR QUESTS RELATS EN EL FEIS PERQUE ELS AMICS ELS VEGIN I DISFRUTIN AMB LES NOSTRES HISTORIES. eSTEM AL LLIT I T’AGAFO PEL DARRERA I EM PEGO A TU COM UN ANIMAL I COMPLEMENT ACOPLATS ET VAIG DIENT COSETES A L’OIDA DE MANERA QUE POC A POC TE VAS TORNANT A EXCITAR I JO TAMBÉ. aLES HORES EN VAIG AIXECAR I VAIG ANAR AL PEU DE L LLIT I PUJANT UNA MICA T’OBRO LES CAMAS I EM COLOCO AMB EL CAO ENTE ELLES I COMENSSO A BESARTE EL SEXE POC A POC I FICAR LA LLENGUA MOLT POC A POV AL CLITORIS. pOC A POC VAIG ACCELERANT LA FEINA I TU ESTAS RETORCiENDOTE DE PLAER I ESTIMANT-ME MES I JO COM UN BOIG CADA VEGADA ET MENJAVA AMB MES FORÇA EL SEXE LA LLENGUA ENTRAVA I SORTIA COM ANA BALA I COMENÇAVA A SENTIR EL TEU FLUX EM LA MEVA BOCA AQUEST SABOR ENTRE SALAT I NO SE COM DIRLI PERO QUE M’ENCANTA I ERA QUE TORNAVES A TENIR ORGASME I SET SORTIA EL LIQUID QUE JO RECOLLIA AMB LA BOCA I LA LLENGUA I SABOREAVA EN LA MEVA BOCA DURENT 20 MINUTS VAM SEGUIR AIXÍ I JO ESTITARVE LES MANS PER TOCARTE ELS PITS I LA BOC SENSE DEIXAR DE MENAJRME EL SEXE COM UN OBSES. fINALMENT VAIG PARAR POC A POC I BESAN-TE PER TOT EL COS EN VAIG INCORPORAR JUNT A TU EN EL LLITS AMB LES MANS AGAFADES I AMB UNA PAU I RELAXAMENT SUPREMS. VAS TU.

[0:02:24]

[0:07:24]  ESTÀS CANSAT, AGAFE LA CREMA CORPORAL I ET FAIG UN MASSATGE ALHORA QUE VAIG XUPLANT TOT ET TEU COS, LES ORELLES, EL CAP, LES MANS, QUAN ARRIBE AL SEXE EM DEMANES QUE ME’L MENGE SUAUMENT, ET BESE LES PARTS SAGRADES I POSE LA MEUA LLENGUA PEL CUL, CRIDES DE PLER I ET POSE UN DIT I ET SENT SUPERCALENT I TORNE AL SEXE I EL XUPLE TOT A LA BOCA I EM TIRES EL TEU LÍQUID I JO ME’L BEC,I ET QUEDES EXTASIAT AL LLIT.ENS FEM UNA COPA DE CAVA I ENS RELAXEM AL LLIT. FA FRED I TU EM CUBRIXES AMB TOT TU, I M’OMPLIS DE BESADES

[0:08:38]  (happy)

[0:17:59] : QUAN T’ESTAVA OMPLINT DE BESADES MOLT A PROP TEU VAIG COMENÇAR A SENTIR QIE LA POLLA SE QUEDAVA GROSSA I NO VOLIA RETIRARSE ENCARA AIXÍ QIE ET VAIG DIR SI ESTAVES MASSA CANSADA I EM VAS DIR QUE NO, ALESHOTES TE LA VAIG ENSENYAR I EM VAS DIR QUE NO PODIA QUEDARSE AIXÌ I VAM COMENÇAR A BESARNOS I TOCARNOS PRIMER DE FORMA SUAU I DESPRES AMB MES VIOLENCIA FINS QUE AL FINAL ET VAIG AGAFAR I ET VAIG INCORPORAR AL LLIT I RECOLZADA SOBRE LA PARET I EL COS EN POSICIÓ D’ENSENYARME EL CUL ET VAIG AGAFAR PER DARRERA I ET VAIG TOCAR EL SEXE AMB ELS DITS PER OBRIRLO I EM VAIG APROPAR I AMB  SUAVITAT PERO FORÇA TE LA VAIG FICAR PEL SEXE FINS EL FINAL I EN AQUESTA POSICIÓ ERA UN GUST INENARRABLE TU MOVIES CAP ENRERA I JO EMPAITAVA CAP AL DEVANT SEMBLAVA UNA MAQUINA COMPLETAMENT COORDINADA QUE NO PARAVA I COP A COP FEIEN CAMI MENTRE EL CRITS I GEMESCS DELS DOS COMENÇÁVEN A SER ESCANDALOSOS I JO MORIA DEL GUST DE SENTIR EL TEU CUL EN LES MEVAS CAMES I EL MEU SEXE EN EL TEU FINS QUE VA ARRIBAR EL FINAL I LA CORRIDA JA NO VA SER COM LA PRIMERA SINO MOLT MES PETITA ESTAVEN LES EXISTENCIES MES BAIXES ES VAS DEIXAR  CAURE EN EL LLIT I JO SOBRE TEU UNS SEGONS I POC A POC M’ÀPARTA PEL PES NO MOLESTES I ENS VAM BESAR I DONAR LES GRACIES PER LA NIT TANT MAREVELLOSA QUE HAVIEN PASSAT I QUE REPETIRIEM AVIAT. AIXÍ TRANQUILET MIRATNOS ALS ULLS DE ENAMORATS QUE ENS BRILLAVEN COM DIAMANTS VAM ESTAR SENTINT MUSICA SUAU I DIENTNOS COSES BONIQUES I EXPLICANT-NOS ALTRES DE LES QUE HAVIEN FET FINS QUE ESMORTEITS VAM QUEDAR ADORMITS COM SOCS A LES 4 DE LA MATINADA. gRÀCIES PRECIOSA PER AQUESTA NIT DE SEXE I AMOR QUE M’HAS DONAT,. HA ESTT MARAVELLOSA. T’ETIMO ENCATRA MES.

[0:20:01]  QUÈ COM ESTAS BE

[0:20:35] *** ***

[0:20:53]  MOLT BÉ, UFFFFFFFFFFF I TU

[0:21:29] : INENARRABLE ESTIC COM UN JINJOL DE CONTENT I SATISFET SEXUALMENT AMOROSAMET I PERSONALMENT

[0:22:41]  AIXÍ MÀGRADA, AÇÒ ÉS FONAMENTAL EN UNA RELACIÓ, T’ESTIME MOLTÍSSIM

 

 

 

 

 

 

per què agrade tant als homes, si no puc tindre cap

[15/12/2010 19:52:54]  ALS HOMES NO SE PERO A MI EM TORNES BOIG PERQUÈ ETS UNA DONA EXCEPCIONAL I ATRAUS COM UN IMAN UN CLAU.

……………………………… faig màgia, crec

[15/12/2010 19:54:43]  DONCS M’AGRADA AQUESTA MAGIA I AGAFARTE PER DARRERE I FICARTELA FINS EL FINAL I MOUREN’S FINS A ACABAR ESGOTATS I ESCURRITS

[15/12/2010 19:56:06]  jo t’agote eh?

[15/12/2010 19:56:14] : aguante molt

[15/12/2010 19:56:18] I MEJARTE EL SEXE UNA HORA SEGUIDA AMB LA LLENGUA

[15/12/2010 19:56:48]  UIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIII COM VAIG

[15/12/2010 19:57:25]  i jo un orgasme infinit

[15/12/2010 19:57:57] : JO EM MORO QUIN PLAER PER FAVOR.

[15/12/2010 19:59:18]  I MENJARME ELS PITS POC A POC MENTRE LA LLENGU ESTA A LA  BOCA TEVA

[15/12/2010 20:00:02]  només el primer mugró ja m’entra

[15/12/2010 20:01:10]  T”ENTRARIA MOLTES VEGADES PER TOTS ELS FORATS FINS ACABARLOS I EL SEMEN T”EMPLENA LA BOCA.

[15/12/2010 20:02:27]  ESTEM FENT UN PORNO

[15/12/2010 20:02:41] : i et menges el meu sexe suaument

[15/12/2010 20:02:59]  UNA I ALTRA VEGADA FINS ARRIBAR AL FONS

[15/12/2010 20:03:43] I EL FLUXE EN LA MEVA BOCA SALAT DONANTME PLAER

[15/12/2010 20:04:52] : jo necessite una setmana sense parar

[15/12/2010 20:05:30]  PUES JA SAPS ESTIC A CASA O VAIG A VEURE’T  AL NADAL ESCOLLEIX

[15/12/2010 20:06:36]  ja parlarem, però si, açò no queda en el feis

[15/12/2010 20:07:30] TANT DE BO PERQUE ENS MEREIEM MES QUE EL FEIS ELS DOS I SERIA UNA CULMINACIO DE L’AMISTAT QUE TENIM MOLT BONIC I PLAENTERA

[15/12/2010 20:08:36]  i si no t’agrade

[15/12/2010 20:10:03] : COM NO M’HAS D’AGRADAR  DESPRES DE LA RELACIO NOSTRA ES MES LA PERSONA QUE NO LA GUAPURA O FEURA I TU IGUAL AMB MI NO SERE BRAD PITT PERO SAPS QUE T’HO FARE CON AMOR I TENDRESA.

 

[15/12/2010 20:11:53]  JO ET VULL A TU NO LA CARA O EL CUL SENCERA I TENIRTE ENTRE ELS MEUS BRAÇOS

[15/12/2010 20:12:13]  VA NEM NO LA LIES

[15/12/2010 20:47:59]  si

[15/12/2010 20:48:16]  QUE JA ESTA O HAS DE FER MES COSES ARA

[15/12/2010 20:48:43]  com puc activar un xat d’altra persona

[15/12/2010 20:48:55]  no li funciona

[15/12/2010 20:49:16]  NI IDEA HO SENTO COM NO XATEJO MOLT

[15/12/2010 20:49:56]  ja hauria d’entrar jo al compte

[15/12/2010 20:50:05] JO SURTO DEL FEIS VAL

[15/12/2010 20:50:13]  val

[15/12/2010 20:53:05]  com va

[15/12/2010 20:53:19]  be

[15/12/2010 20:53:56]  osti, que merda , no puc

[15/12/2010 20:54:15] : vinga força

[15/12/2010 20:54:38] : no hui ja no, demà em tanque

[15/12/2010 20:55:15]  només m’abelleix estar ací al teu escalfor

[15/12/2010 20:55:35] : doncs queda’t jo encantat

 

 

 

[15/12/2010 21:33:32]  a mi si m’ho diuen EM done confiança i jo vull

[15/12/2010 21:33:52]  VAL T’HO DIRE DONCS

[15/12/2010 21:34:49]  és normal, jo controle més

[15/12/2010 21:35:24]  SI MES QUE JO SEGUR JO CONTROLO POC O GENS ELS SENTIMENTS AMB TU NOMES

[15/12/2010 21:37:44]  EM QUEDO INDEFENS DAVANT DE TU SOC TOT CLAR I DIÀFAN

[15/12/2010 21:37:57] : no exageres

[15/12/2010 21:38:38]  DE VERITAT EM FAS SENTIR COSES INCREIBLES NO ME LES CREC ENCARA NI JO

[15/12/2010 21:39:47] : i tu a mi, sento molt  haver-te abandonat per l’idiota del TIO AQUELL. sense dir-t’ho

[15/12/2010 21:40:23]  JO NO HO VAIG VIURE AIXI PERO NO M’AGRADA AQUEST TIO I COM HO VAS FER SENSE DIR-ME LA VERITAT, EM DEIES QUE ERA NOMÉS PER FER VERSOS I PROU I JO ET VAIG CREURE.

[15/12/2010 21:40:54] : m´ha pres el pel, un pijo caprixós de mi

[15/12/2010 21:41:12]  UN ALTRE DE PIJO ESTA PLE

[15/12/2010 21:41:28]  de vers fàcil

[15/12/2010 21:41:58]  i fent-se el solidari per fer-me la pilota

[15/12/2010 21:42:13]  vaig al wc

[15/12/2010 21:42:17]  HOME T’HAVIA DE MOTIVAR

[15/12/2010 21:42:45]  i com et veuen si no el tenia d’amic

[15/12/2010 21:43:02] : el feis és un misteri

 

 

 

Adrià Viz

Esplugues de Llobregat

23 de gener 2011

 

Cybersexo en MSN

Las gotas de sudor se deslizaban por mi cuerpo como pequeños rios sin dirección precisa. •30º a las 10 pm y con índice de humedad de 74% que hacía subir tres grados más la temperatura ambiente. Estaba sentado con unos pantalones cortos y unas zapatillas. Nada más. A pesar de ello parecía que me acabara de duchar, estaba empapado. Cada movimiento que hacía suponía más sudor. La ventana de par en par abierta apenas servía de nada el calor era bochornoso.
Mi habitación tenía una mesa en la que tenía instalado el ordenador portátil que me servía de soporte a mis trabajos profesionales y los privados. Apreté la tecla de encenderlo y poco a poco fueron apareciendo diferentes pantallas hasta llegar a la última y pedirme el número clave. Sin el nadie podía acceder al mismo excepto algún hacker experimentado en la materia. Sonó la música del programa Windows que era el sistema operativo y de navegación por Internet que usaba desde hacía años. Los diversos iconos se fueron colocando en su sitio correspondiente del escritorio y la pantalla ofrecía un paisaje multicolor que no me disgustaba. Era cerca de la 01:30 am y me disponía a redactar un informe que necesitaba dias después para mi trabajo. Me gustaba la noche para trabajar. La soledad, el silencio, la paz me permitían concentrarme mucho más que
Las mañanas en el despacho con teléfonos sonando, ruidos de máquinas fotocopiadoras y otros artilugios que se suelen usar en nuestra profesión de burócratas o chupatintas.
Yo era el jefe administrativo de una empresa pública por lo cual era funcionario tras haber aprobado la correspondiente oposición al cuerpo superior de administración, máxima categoría que se podía alcanzar en nuestra carrera profesional. Era un trabajo no apasionante però a mi no me aburría. Me gustaba estar entre reclamaciones, facturas, pedidos y trato con el público no funcionario. No era creativo pero tenía muchas variantes que hacían que cada tema fuese diferente del otro aún rigiéndose por las mismas normativas legales.
Como cada vez que conectaba el ordenador de casa, automáticamente se ponía activo el Mesenger o mensajero que te permitía hablar con muchos amigos a los cuales tu previamente habías autorizado para acceder a tu red. Yo tenía como 350 amigos, de los cuales favoritos o por decirlo llanamente los que realmente eran amigos eran unos 125 aproximadamente. El resto eran de relleno porque no sabía decir que no a una petición educada y a veces conocías gente interesante así.
Comencé a analizar los informes previos que debía conocer antes de hacer mi informe final. Era interesante conocer de donde salían las cosas y a donde iban a parar. Por ejemplo los gastos anuales en papel higiénico, en material de oficina, en gastos de representación de los cargos altos y otros gastos que eran bastante dudosos la oportunidad de llevarlos a cabo ahora, inmersos como estamos en una profunda crisis económica que aconsejaba más bien retener o contener el gasto que no fuera estrictamente necesario. Concentrado en mi trabajo miraba de vez en cuando el ordenador por si se recibía algun aviso de conexión, pero la noche parecía estar tranquila.
Pero la vida no deja de sorprenderte a veces cuando menos te lo esperas. Sobre las tres de la mañana apareció un aviso de conexión de pronto y cual no fue mi sorpresa cuando en la foto de la ficha que aparece a cada usuario vi una mujer joven, de unos 30 años, desnuda de cintura para arriba enseñando dos magníficos pechos y sonriendo como si nos conociéramos de toda la vida. Tras la primera acometida de Jessica que así se llamaba aquella mujer como averigüé posteriormente, comencé una conversación normal como otras que hacía con gente que no conocía y tras darle las buenas noches le pregunté de donde era y si nos conocíamos de algo anterior.
El teclado de ella no parecía tener prisa en contestar y yo un poco ansioso por la singularidad del hecho me dediqué a escudriñar la foto del perfil en la que .se observaba una mujer joven, bien dotada de pechos, agraciada en los rasgos de su cara y que sonreía pícaramente como provocando a su interlocutor con esos atributos mostrados sin ningún tipo de recato.
Finalmente y tras 5 minutos de espera que a mi me parecieron 500 se vio movimiento en la escritura de Jessica y tras unos minutos escribiendo me contestó a alguna de las preguntas que le había formulado y otras cosas de cosecha propia.
Tras saludarme y decirme secamente “eres muy guapo” me comunicó que conocía España, había estado en Sevilla y en Valencia y en Madrid y que ahora estaba de vuelta en Colombia, concretamente en Medellín. Tras esto me dijo que estaba en el trabajo y que no podía hacer muchas cosas que seria una conversación corta debido a esto. Eso interpreté yo pero aún no había llegado lo mejor. Me llamaba amor, cielo, cariño con una naturalidad pasmosa sin conocernos apenas. Era una mujer de unos 28 o 30 años con curvas muy pronunciadas cosa que caracteriza mucho a las mujeres iberoamericanas de anchas nalgas y trasero y exuberantes por la parte delantera, es decir, las tetas. Su piel era color moreno chocolate con leche muy suave y su sonrisa franca y de mujer acostumbrada a dominar las situaciones que se le presentaran. Llegados a este punto yo estaba bastante excitado e inseguro ante la seguridad que demostraba mi nueva amiga Jessica. Intente hilvanar unas palabras varias veces para tranquilizarme pero ella se encargaba de virar el asunto a su terreno y mostrar lo que ella creía yo sabía. Cambió la foto del perfil por una de espaldas y de cuerpo entero. Yo sorprendido pero ya más tranquilo observé ese cuerpo exuberante que según nuestros cánones sería de ligero sobrepeso, pero que a ella que era fuerte y alta la hacían parecer una mujer con un cuerpo atractivo, un culo delicioso, grande y bien formado y unas piernas fuertes pero no gordas que ofrecían un conjunto, al menos a mi me lo pareció, harmónico y proporcionado y que aun sobrando algo de carne en su figura la convertía en más atractiva y voluptuosa. Vamos que tenía un buen polvo. Tras unos minutos mirando su foto y ella sin decir nada supongo porque hablaba con más de una persona a la vez, comenzó a hacerme preguntas con un acento colombiano cerrado y llamándome amor, cielo, cariño, etc continuamente, la primera de las cuales ya se la había contestado al conocernos y era mi procedencia. Le dije que vivía en Barcelona, España y ella asintió y me dijo que conocía varias ciudades. En ese momento y por primera vez mi candidez se quedó atrapada y nació en mi la sospecha que una mujer así en tantas ciudades diferentes eran clásicas de las redes de prostitución que las mafias de diversos países utilizan en España para no incurrir en delitos. Las traían desde sus países con permiso de turista de 3 meses a trabajar en ciudades diferentes y cuando se agotaba el periodo legal de estancia salían del pais por Francia y tras unos días volvían a entrar y a gozar de otros 3 meses de estancia como turistas. Así funcionaba la prostitución en España y aun funciona.
En ese momento fui consciente que estaba tratando con una profesional del sector prostitutas pero no veía como encajaba yo allí y más de forma virtual. Que poco sabemos sobre las nuevas tecnologías. Me pregunto si quería ver más fotos de ella desnuda en diferentes posiciones sexys y provocativas y yo evidentemente me apunte con la carencia que arrastraba de sexo. Empezó a poner como un álbum de fotos con una aplicación del Messenger que entonces no conocía y ahora domino, en la cual se podían ver de una en una o por grupos las diferentes fotos o “pics” como dicen en argot. Mi excitación anterior comenzaba a cambiar de rumbo la inseguridad de la situación había dado paso a un interés sexual por las fotos ya que eran muy provocadoras y casi diría que porno blando. Yo estaba comenzando a calentarme sexualmente con las fotos y además Jessica era un cielo y me decía que todo era para mi que hiciese todo lo que me apeteciera.
Llegado este momento he de decir que estaba excitadísimo sexualmente y necesitaba hacer algo para aliviarme, fue entonces cuando Jessica me preguntó :”Sindi tenés cam web en el ordenador? Yo contesté que sí pero que quería hacer con una cam allí. Su respuesta fue clara y directa como ella me dijo”conéctala y enfócala a tu polla que quiero ver como la tienes”. Yo un poco cortado le dije que si ella no haría lo mismo pero no tenía cam y no podía ofrecer más que fotos (hay que recordar que había dicho que estaba en el trabajo???:). Con las manos temblando seleccioné el modo cam y tras girar el ordenador de forma rara ya que la cam estaba integrada en el frontal intenté enfocarla a mi pene mientras a la vez trataba de excitarlo y que viera algo lustroso Jessica. Al final doblando la cubierta del ordenador y adoptando yo una posición un poco incómoda conseguí enfocar cam y pene y Jessica comenzó a decirme cosas excitantes mientras yo miraba las fotos para masturbarme.
La verdad es que era un encanto esa mujer me jaleaba la masturbación y me decía que me la iba a chupar entera que la tenía muy gorda y que la ponía muy caliente. Se creo un ambiente increíble, yo masturbándome delante de una cámara y mirando unas fotos excitantes, Jessica diciéndome que me iba a follar cien veces y que quería la leche de la paja y que me la chuparía. Así pasaron varios minutos de caos erótico hasta que me corrí y ella se pego a la pantalla para comerse la leche y chuparme la polla mientras decía cosas guarras pero excitantes para mi. Yo después de manchar el ordenador y otras cosas me tranquilice y ella me hablaba sobre que me gustaría hacerle hora y yo pues le decía las brutalidades más impensables y así poco a poco volvimos a la calma. Que agotamiento y que gusto a la vez, acababa de saber en carne propia que es el cibersexo con Webcams, que por lo visto y lo que veo ahora esta de moda, me había aliviado la tensión sexual y había vivido una experiencia única pero que ahora ya he repetido varias veces, incluso con parejas y tríos. Pero yo sólo mujeres. Està plagado de tías y tíos que practican este sexo virtual; es barato, no tienes que salir y el contacto no es el mismo pero no está mal. Ahora Jessica cuando puede viene una vez a la semana a verme y como profesionales realizamos nuestros juegos sexuales y después cada uno a su rollo. Es una alternativa al sexo convencional. Es cuestión de tiempo. Otros días me dice que ha quedado con una amiga para hacer el amor que ya vendrá en otra ocasión. Tenemos una relación libre que aprovechamos cuando nos apetece. Esto es lo que me pasó y así os lo explico no se si es demasiado fuerte para publicarlo. Decidme que no valdría y trataría de rehacerlo.Barcelona, 1 de Agosto de 2010.Sindi Viz Tasis
Barcelona


4 dies i mig dedicat al meu amor

4 dies i mig per Sindi Viz dedicat al meu amor

per Sindi Viz Tasis el dilluns, 1 / novembre / 2010 a les 00:04

 

Tot va començar una tarda qualsevol de fa uns dies. Jo estava en el face mirant les publicacions del mur i de sobte va aparèixer un d’una tal angels tabernero que volis saber com se esborrava definitivament una persona dels teus amics. Jo educat i amable com sempre i mes si es una dona guapa li vaig explicar i aquí va quedar la cosa. Jo estava una mica sorprès perque la noia no sabia qui era ni la conexia massa nomes de la publicació malaltissa de coses al mur principal que feia cada dia. Vaig mirar la seva pagina i vig preguntar a amics si savien qui era i em vam dir que era de València, escriptora ja feta i res més. El mateix dia em va arribar una publicció al mur d’ella precisament on sortia el meu nom etiquetat i encuriosit vaig buscar per on sortia i no vaig veure res. Vaig enviar un missatge a l’autora demanant prquè figurava si no sortia en cap lloc i la resposta amable em va arribar al cor dei que hi havia una publicació infame que so savia si la posaria i havia pensat en mi para etiquetar-la. Quina delicadesa de resposta i com m’apreciava per posar-me en una publicació infame, però jo rspectuós vaig acceptar que era un don nadie al costat d’escriptors i artistes de veritat i que em col.locaven alli peruè em tocava. El meu ego i la meva autoestima pujaren de cop. Poc després i parlnt amb l’angels per l’skipe em va dir que es pensava que era un pijo, ligón i alguna cosa més que no mostraven apreci a la meva persona però jo estoicament aguantava la prepotència amb la que em tractava i pensava que era manera de ser res peronal. Però seguidament em va comentar que quan veia la foto del me mur li feia nosa i fastic i que li queia malament de veritat. La veritat és que vaig quedar sorpès mab aquesta ultima asseveració soncs la foto i jo solia agradar les dones en general. Li vaig preguntar si li havia fet algo i en va comentar que no pero em vaig enterar que estava molesta peruè no feia cas de les seves publicacions i tampoc li tirava los tejos. D’aqui venia part de la aversió que em tenia. Més tard em va preguntar si les meves amigues del msn eren ligues i estaven per mi o no, jo educat i no volent ser xulo li vaig dir que eren sol amigues i que no teníem contacte mes íntim cosa que aquesta vegada va semblar agradar-li. Tot això en tres dies i a pesar del tracte que m’havia donat li vaig demanar per parlar amb ella pel xat i vam quedar divendres a skipe. Va ser el punt d’inflexió entre nosaltres vam parlar horas de molts temes i cada vegada m’agradava mes el que deia i a ella li camvià la idea sobre mi persona. En fi ara som bons amics i ens respectem i estimem i passem moltes estones junts. Cada dia em sorpren amb una faceta nova i iteressant i jo també a ella. Hem passat a ser compatibles i crec que ha nascut una relació que ens pot enriquie ambdós si aporfitem les virtuds de l’altre. ës veritablemet gracisosa i diu les coses a la cara i coses fortes a mi em fa riure això perquè és tan descarada que no ofen. En fi me l’estimo molt i han passat 4 dies i mig. Sindi Viz Tasis. dixit. 31-10-

 

I el cinquè dia despertà. Per a l’Àngels

I el cinquè dia espertà. Sindi Viz per a l’Àngels

per Sindi Viz Tasis el dilluns, 1 / novembre / 2010 a les 15:40

Són les 14 h pm e l tarda el dia els sants o sigui dels avorrits perquè si són sants faran coses avorrides no falla. Bé continuo. Son les 14 h pm i acabo e epertar d’una dormid inusual en mi doncs m’he dormit a les 12 el mtí i em desperto ara. He somiat tota l’estona i recordo clarament el somni amb una nitidesa gran. El somni ha sigut el següent: estava navegant pel Feisbuc com cada dia uan he vist un misstge el meu mur d’un dona que es deia ângels i a la qual conexia de nom e veure-la per aquí però no haviem parlat mai ni savia res personal d’ella. En demanva ajuda per esborrar unregistre d’un pessat que la molestava continuament. Jo li vaig dir com em semblava que s feia i se’n va anar a fer-ho. Més tard el mteix dia va coinciir que en un avís sortia el meu nom etiquetat en una foto de l’lbum de la mateixa dona i que jo no sabia ni de que anava ni en realitat sortia. El cas és que li preguntà per missatge i ella pel mur en va fer una resposta que no sbria com qualificar però que em tractava com menys valor que una merda seca. Jo no li vaig contestar perque vaig pensar que estava flipada i buscava merdè i jo no tenia ganes de violentar-me amb ningú i menys un una dona que no conec. No se com v pssar però vam començar a coincidir en diversos escrits i missatges e la Carolina que era amiga seva. Aprofitant-me d’això li vaig preguntar a Carol que s’havia pres aquesta noia per dir les coses que em deia ofensives a la cara i tan tranquila. Em va dir que l’extranyava perquè era una persona molt culta, escriptora, professora i de València. Vaig quedar una mica sorprès perquè si era així el perfil era compatible amb mi i no contrari. Li vaig preguntar si volia que parlessim per msn per coneixer-la més i veura que li passava amb mi, més em vaig donar compte que era molt atractiva i això em motivà encara més en descobrir que passava. En va dir que estava molt ocupada i que no podia fins el divendres a les 9 h. Va arribar el dia i ens vam trobar en skipe i començà a parlar i vam estar tres hores seguides sense parar amb converses superinteressants i cincidint en la majoria de coses. Em va explicar que em tenia mania nomes de veure’m a la foto del mur i que anava de pijo i no se quantes coses més pero que avui havia canviat d’idea i ara li agradava força. A mi la conversa m’havia enganxat e tal manera que no podia parar i li vaig demanar seguir mes tard. Va dir que si i vam quedar per més tard. Jo estava raro excitat, confús i alora il.lusionat. No se que passava però aquesta noia m’havia remogut les entranyes i sentia una atracció fortissima per ella com mai em solia passar amb cap dona que venia l’atracció e veura-la en fotos en el mur i parlar amb ella pero tot un procés. Aquí havia passat de procés i directament m’havia penjat d’ella com un adolescent i només pensava en ella. Vaig passar de totes les migues del msn i vig tornar a skipe com hviem quedat i de nou vam estar 5 hores junts i a gust segons vam confessar els dos que ja teníem més confiança tras explicar-nos i aclarir-nos diversos malentessos entre ella i jo. Quan vam plegar aquella nit jo ho tenia molt clar m’agradava i volia tenir-la amb mi com a companya. M’he penjat d’ella totalment ino puc deixar-la escapar sembla que ella també està per la labor i en cinc dies estem en un estat maravellós i que compartim els dos. Viu a Velència i jo a Barna però no és massa lluny l’ave va ràpid i podem mantenir una relació intensa com poques i no renunciarem a fer-ho. L’estimo com un boig i vull comprtir amb ella la meva vida i fer l’amor fins a reventar de plaer.

En aquest moment vaig despertar i la decepció va ser gran tot era un somni i jo tornava al feisbuc a veure qui hi havia per xerrar. Sindi Viz dixit

· · Comparteix · Esborra

 

Relato de vacaciones

L’Escala 1 d’agost de 2010.

Acabamos de llegar de Barcelona, son las 12,30 pm y hace un bochorno considerable. El día está un poco tapado pero el sol intenta abrirse camino entre las nubes sin conseguirlo. El viaje ha sido plácido, sin retenciones ni caravanas aunque si que había un tráfico muy denso.

Descargamos las maletas y bolsas delante e la casa y mientras Sandra y yo nos ocupábamos de eso, Maite se fue a sufrir buscando aparcamiento.

Una vez los bultos guardados en la casa me dirigí rápidamente a ver el mar. Me enfilé en el cemento que cubre parte de l’Olla y allí estuve varios minutos recargando de energía positiva mi cuerpo y mi mente. Ese efecto hace el mar sobre mi. Tras esto subí la calle hasta el final y crucé hasta la Farmacia a comprar Barnix pues necesitaba ya urgentemente, pero tampoco lo tenían y me lo encargaron para la tarde y a las 6 pm ya podía pasar a recogerlo.

Mientras yo iba a la Farmacia, Maite ya estaba comprando la comida del día. Yo aproveché la bajada para pasar por una tienda de deportes Derby que me gust mucho y me compre 3 pares de calcetines cortos para llevar con zapatos normales o bambas pero sin dar el aspecto de ir a hacer deporte que daba con calcetines normales largos. Me gustaba esta tienda porque siempre tenían alguna cosa de la marca MIZUNO mi preferida desde hacía diez años, porque eran difíciles de encontrar en tiendas normales, la verdad es que tenía poca cuota de mercado en Catalunya y costaba encontrarla pero yo como siempre, tenía que ser diferente y llevar una marca desconocida de calidad.

El mercado estaba copado por NIKE y ADIDAS y luego diversas pero sin la tirada de las dos primeras. Cuando llegué a casa Maite ya estaba de la compra y Sandra que llevaba un par de días que no se encontraba muy bien se había dormido.

Colocamos las camas, la ropa, etc, y ya era hora de comer y Maite nos preparó unas hamburguesas muy buenas, con puré de patatas y una ensalada verde. Comida liviana pero que nos sentó de perlas. Tras comer evidentemente tocaba lo suyo “la siesta” hasta yo que había perdido la costumbre me estiré en la cama y dormí media horita casi.

Sobre las 7 pm cuando el sol y el calor ya no se notaba tanto, Maite y yo nos dirigimos hacia la Playa del Riells porque Maite quería mirar como estaba el huerto del Abuelo de broza y cañas después de la limpieza hecha unos meses antes.

El passeig estava ple de gent sobretot famílies amb nanos y grupets de nois i noies adolescents que parlaven i reien sense parar.

Vam arribar a l’hort i vamanar per la part del derrere primer y la Maite es va posar com una moto quan va veure que estava ple de canyes. Van tornar enrere i va manar per la part frontal i el mateix ple de canyes. Maite estava desesperada no sabia que fer ja perque estigués net l’hort. Va fer un parell de fotos amb el  mòbil i vam girar cua cap a l’Escala. Vam tornar pel Passeig però ara corria un vent suau i fresc que feien agradable caminar.

Vam arribar a casa i preparar el sopar i en mig del Tiberi va començà una tormenta típica de l’estiu, molt intensa però de poca duración. Jo malgrat tot vaig surtir de casa i em vaig menjar una tarrina mitjana de gelat de “dulce de leche” de la Jijonenca que estava de mort. Després a casa i a dormir.

Dia 2-8-2010. Que bien he dormido 9,30 horas seguidas y sin pastilla. Cuando bajo Maite ya està  despierta i ha comprado todo lo necesario para desayunar y me prepara una cafetera tambien. Me tomo dos cafés con leche y un croissant que està e muerte. Un rato después se levanta Sandra y almorzó con su madre mientras yo me vestía.

Hacía un día con tramontana pero mucho sol. Nos decidimos a ir a Empuries por un camino precioso y al llegar allí nos quedamos en el chiringo porque no teníamos bañador excepto Sandra que si. Estuvimos 2 horas tomando el sol y cocacola y sobre las 14,30 enfilamos el camino de l’Escala. Tras 25 minutos o algo más caminando llegamos a casa i preparamos la comida. Lomo a la plancha, gazpacho, verdura y las sobras el día anterior. Todo estaba buenísimo y yo después de comer salí a tomarme un cortado.

Ahora son las 18,00 pm y estamos mirando la tele y descansando pues el sol y el calor que hacía a esa hora quitaban las ganar de salir a la calle. JL me ha dicho que Renata tiene un amigo y me ha sentado como un tiro. Estoy tonto y sobredimensionando mis relaciones por Internet: Carmen, Rosa, Renata, Belén, etc, me pienso que como me dan conversación ya las tengo en el bote y la realidad es que hacen sus vidas como yo y tienen amigos y ligues y yo soy un amiguete para charlar por msn cuando se aburren y nada más. He de interiorizar esto porque sinó lo pasaré mal y fríamente no vale la pena por una cosa tan poco importante. He de tener más valor para afrontar la realidad. He de conseguir equilibrar la importancia de mis relaciones, ya que tengo a Mercè que me gusta mucho pendiente de un café hace 2 meses y no le hago caso cuando es una mujer cojonuda y atractiva y en cambio pierdo el culo por contestar el msn a tías que estan a miles de Km de aquí. Me tengo que centrar en quien realmente vale la pena y está a mi alcance y no conocidas de países lejanos. A partir de ahora sólo contestaré cuando me apetece a mi. Sin ser desagradable tener prioridades y no bajar la guardia para evitar disgustos. Soy demasiado sensible y tengo que evitar ponerme en situaciones límite sin razón.

5 de agosto. Hoy me he levantado el último he desayunado y después al mercado con Maite y luego al Cyber una horita para el mono. Hablo con Carmen y le digo que no puedo ir a verla. Pues no va y me dice que estará toda su familia allí en el Camping.

Me llama Joan y quedamos a las 9,00 am para jugar al tenis en Ca la Neus. Despues playa. Cambio de planes tenis a las 11 horas.

Por la tarde hemos ido a “La palma” a ver a Tona y familia. Esta preciosa la finca. Cómo ha cambiado desde la última vez que estuve. Han estado supercariñosos y amables. A las 20,30 nos fuimos para no molestar en la cena. Cenamos en casa y salimos a ver las habaneras pero hacía tal tramontana que nos hemos vuelto a casa a las 23,00 horas. Escribir un poco y a dormir.

Quedan 3 días para volver a Barcelona y allí tendré que organizarme las comidas y procurar ir al gimnasio para no aburrirme.

He empezado a comer sin sal por la tensión arterial y lo aguanto bien.

6-8-2010. Me levanto a las 9,30, desayuno y bajo a l’Olla a ver como está el agua. Penoso, tramontana, mar picada, olas grandes, imposible bucear. Otro día que pasa sin poder buscar pulpos. Me compro en el Chino un despertador del Barça para no dormirme mas ya. Me preparo y antes del tenis voy al Cyber un rato. Por el camino me encuentro a Joan Antón y quedamos a las 10,45 en Ca la Neus. Jugamos de pareja contra otra de amigos suyos y les ganamos. Después hemos peloteado un cuarto de hora más y para casa. He aguantado bien pero el control de las pelotas regular. Se nota el tiempo que no juego y que no estoy en buena forma física. Me ducho, me cambio y voy al Cyber un rato. Vuelvo a casa y descanso y escribo un poco mientras las niñas han ido a por un pollo a l’ast para comer. Me encanta. Sólo queda mañana y el domingo a Esplugues. Pero he pasado unos días muy buenos desconectando y rompiendo la rutina, ha estado muy bien.

Sindi viz Esplugues de Llobregat, 15-9-2010

Relato de los malos tiempos

Llegó a Barcelona sin ningún atasco, tal como había previsto, y a las cuatro de la tarde cerró la puerta tras de sí. Hacía tres años que vivía en esta pequeña habitación que para él era su refugio; pequeña,  pero entrañable, era su hogar. Estaba situada en un barrio popular, muy bien comunicado y a 10 minutos de su trabajo, cosa que había motivado mucho su elección.

No tenía hambre, se preparó un café con  leche mientras se cambiaba la ropa por una más cómoda, y se sentó frente al ordenador conectándose a Internet para mirar el correo electrónico y ojear un rato el Facebook.

Pensó que era una persona afortunada: tenía todo lo que podía desear.

Unos hijos maravillosos a los que su mujer y él habían sabido inculcar unos principios básicos que les servirían para empezar a caminar por la vida, basados en el respeto hacia los demás y hacia ellos mismos. Supieron asumir la separación de sus padres y estar de acuerdo en que era lo mejor para ellos.

Seguramente éste era un claro ejemplo del respeto con que sus hijos asumían las decisiones de los demás y un signo de la madurez con que empezaban a conducir sus vidas.

La única mancha que existía en su historial, era su adicción a los tóxicos y su mala gestión económica que le había llevado a esta situación paupérrima en la que estaba y desequilibrado a la familia.

Posiblemente la monotonía y la intoxicación, a la vez que un trabajo muy estresante, había precipitado la decadencia de su relación de pareja,  ya un tanto malograda y sin demasiados estímulos desde hacía varios años. Volver a casa cada noche sin la obligación de mantener la unidad familiar y dar ejemplo de un

matrimonio perfecto, no sólo no era motivador, sino que además había evidenciado aún más lo que para los dos ya era latente desde hacía tiempo: se seguían queriendo pero ya no se amaban.

La suya ya no era una relación tan perfecta, ya no era necesario engañar a nadie y mucho menos a ellos mismos.  Él no dejaba de empeñarse en pensar que tenía 30 años y quería llevar la misma vida que cuando tenía 20 años. Seguramente padecía el síndrome de Peter Pan y no sabía verlo. Todo esto, y una mente rebelde y rota desde pequeño le acercaban peligrosamente a la evasión del mundo real por medio de las drogas tóxicas. Ya no sabía divertirse sin esnifar coca o beber hasta reventar.

Aceptaron lo irremediable, y de mutuo acuerdo y con el respeto y el cariño que siempre se habían profesado, sólo empañado por la malversación económica y la dependencia de las drogas. No obstante, acordaron que lo mejor para ambos era empezar de nuevo por separado. Permitirse descubrir nuevos caminos con renovadas energías, nuevas oportunidades. Otras parejas con las que volverse a ilusionar tal vez. Redescubrir a través de otras personas la pasión que en un principio les arrebataba los sentidos; llevándoles al éxtasis que ellos ya habían dejado de sentir y desear cuando estaban juntos.

No sabía si su mujer había sido la mujer de su vida, pero lo que no dudaba era que había sido muy feliz junto a ella, hasta que el amor se les acabó. Y cuando éste se acabó, supieron despedirse sin hacerse daño, guardando sólo los buenos recuerdos de su vida en común. Si tuviese que volver atrás la volvería a escoger a ella, si tuviese que volver a elegir una madre para sus hijos no lo dudaría ni un  momento, Mercedes sería la persona escogida.

También se sentía satisfecho de su trabajo de Jefe de Sección de la empresa del metal, que le permitía vivir holgadamente, y lo que era más importante, le permitía tener toda la tarde libre para dedicarse a lo que le diera la gana, ya fuera ocio o cualquier otra actividad.

Justo esa tarde, cuando estaba entreteniéndose con el Facebook su vida iba a cambiar de golpe. Un mensaje que le llegó en el que se le pedía ser aceptada como amiga trajo a Belén a mi vida. Extrañado por el hecho ya que normalmente era yo el que solicitaba ser aceptado como amigo a las tías que estaban bien, apreté el botón de aceptar y se unió a la lista de mis amigos/as. Sin solución de continuidad miré quien estaba chateando y comprobé gratamente que figuraba el nombre de Belén.  Mientras pensaba esto el ordenador sonó anunciando un mensaje del Chat, que al mirarlo justamente era de Belén. Minutos antes había recibido un mensaje suyo en el que me hacía una serie de consideraciones de su petición entre ellas que le había atraído físicamente al ver mi fotografía en la página de su amigo Rodolf que me había añadido sin conocerme. Sorprendido y a la vez halagado le contesté que el gusto era mío y que estaba encantado de ser su amigo. Tras esto, entré rápidamente en su perfil para ver como era físicamente. Las fotos de su perfil mostraban una chica de treinta y tantos años, rubia, delgada, atractiva sin ser guapa, pero con un no se qué que me gustó mucho.

Seguimos chateando y me explicó que tenía 36 años y dos hijos, uno de 6 y otra de 9 años, estaba separada desde hacía un año y que era muy vital. Era de Santander si bien llevaba 10 años en Cataluña y hablaba el catalán. Había cursado Geografía e Historia  y vivía en   Andorra. Era un tiro de mujer, hablaba sin tapujos, decía lo que sentía y desprendía una fuerza interior grande. Era risueña y a la vez profunda en sus pensamientos. Hablamos más de dos horas seguidas de toda clase de temas personales, políticos, sociales y estábamos bastante en la misma onda. Gente noble con un gran corazón preocupados por las injusticias sociales y la educación de los hijos en una sociedad enferma como la nuestra. Entre tema y tema hacíamos bromas y reímos bastante. A la hora de la cena me dijo que tenía que atender a los niños y quedamos para después de cenar. Así fue. Seguimos hablando cada vez más sueltos, sobre todo yo, que me corto cuando hablo con mujeres que me gustan, pero ella me hacía sentir cómodo y me abrí bastante, cosa que no suelo hacer con frecuencia.

Cerca de las doce de la noche nos despedimos y quedamos en volver a comunicar por el Chat el sábado por la tarde sobre las siete.

Tras cerrar el programa me notaba excitado gratamente. Algo se había removido en lo más profundo de mi ser. Supongo que me había impactado que una chica atractiva se fijara en mi y además me lo dijera francamente. Me sentía halagado y a la vez inseguro. La historia de mi vida: cuando me gustaba alguna mujer me ponía nervioso y no sabía actuar con naturalidad, tal como soy normalmente y me acosaban los fantasmas y miedos del pasado.

Me había plantado en los cincuenta y cinco años sólo, enfermo y pobre. De acuerdo que parecía más joven y esto me complacía, cuando salía con mis amigos a alguna discoteca o a tomar algo.

Sólo, porqué quería. Enfermo porqué aun no había superado la adicción y la depresión totalmente y pobre por la mala gestión de los años anteriores que le habían llevado a la insolvencia judicial.

No obstante, tenía el apoyo de mi familia primigenia. Mi madre se desvivía por intentar que no me hundiese del todo, mi hermana Maribel igual, y los demás bastante tenían con lo suyo para dedicarse a mi.

Lo que notaba en los últimos tiempos, no se si como consecuencia de la disminución del consumo de tóxicos o quizás porque daba pena, era un cariño de la gente amigos, familia, compañeros de trabajo, etc, que me llevaba a pensar que no debía ser tan vil y depravado cuando tanta gente me apreciaba a pesar de mi manera de ser y respetaban mi forma de vivir y ver las cosas y además me querían y así me lo demostraban.

El sábado, me levanté sobre las siete de la mañana y puse una primera lavadora de las que tenía pendientes hacía un mes. Cogí una taza y me serví café y leche con un poco de sacarina. Me dirigí a la habitación y conecté el ordenador y abrí el Facebook. Abrí también el correo electrónico del trabajo  para ver si había algo interesante y entre sorbo y sorbo de café con leche y ordenador pasó el tiempo hasta  que la lavadora se acabó. Pasé la ropa a la secadora y puse la segunda tanda de lavadora y tras ello volví al ordenador y estuve haciendo varias cosas: mirar fotografías de mi familia, colgar fotos en Internet, escribir un poco de mis memorias de los malos tiempos, repasar el DEA y escuchar a Eric Clapton en un disco que salían todas sus grandes canciones. Se paró la secadora y extraje la ropa y la coloque en la silla para más tarde distribuirla en el armario. Pasé la ropa de la lavadora a la secadora y puse la tercera y última lavadora del día.

Ya eran más de las once y salí a comprar varias cosas que me hacían falta. Al volver acabé con las lavadoras y las secadoras y me preparé un plato de garbanzos de comida. Era cerca de la una de la tarde y comí en previsión del partido de fútbol que debía jugar a las 15,45 con los veteranos de la empresa. Después de comer me acosté un rato a descansar antes de ir a buscar el coche que tenía aparcado en la calle. A las dos y cuarto enfilé junto al campo del F.C. Barcelona para dirigirme a buscar el coche. Me dirigí al campo de fútbol y llegué sobre las tres y cuarto; calentamos un rato antes del partido y a la hora exacta comenzó. Perdimos 5 a cero y yo sólo jugué 10 minutos. Miquel 2 minuts. Sin ducharme me cambié y me dirigí al coche. Una vez en él, me incorporé a la avenida Diagonal y tras girar por el Club de Polo, volví a aparcar el coche en la calle. Bajé hasta casa andando. Eran las cinco de la tarde cuando entraba en mi habitación. Conecté el ordenador y me puse a mirar los mensajes del Facebook. Tenía un par de chorradas  y nada más. Por instinto como hacía siempre miré quien estaba conectado al Chat y cual fue mi sorpresa cuando vi que en la segunda línea ponía Belén . Supuse que debía estar chateando con alguno de sus amigos/as, pero de pronto se abrió el dialogo y me requirió por medio de un aviso que tenía una persona conectada interesada en hablar conmigo. Era ella. Yo la saludé y le pregunté como había pasado el día. Ella me pregunto lo mismo tras contestarme y me preguntó por el partido. Al decirle el resultado se pensó que estaría cabreado – no conocía a nuestro equipo – y me dijo que no me lo tomara mal que solo era un partido. Yo creo que ni le contesté a ese tema y pase directamente a hablar de un mensaje que me había enviado hacía poco rato. Así, de tema a tema, con risas y bromas entre medio nos pasamos más de 3 horas en el Chat hasta que tuvo que dar la cena a sus hijos. Después de la cena continuamos hasta las doce. Yo estaba excitado. A veces no sabía que decir pero no quería perder el contacto con ella. Me sentía atraído a su mundo incluso estando cansado de tanto Chat. Cuando nos teníamos que despedir parecíamos dos colegiales, no había manera de cortar y uno u otro alargaba la conversación aunque fuera con tonterías. Al final nos despedimos y me envió un mensaje muy bonito a mi muro. Entretanto nos íbamos enviando besos virtuales que podían interpretarse de varias formas. La mía era clarísima estaba deseando besarla. Pero el día anterior estaba igual con Mercè , quien por cierto últimamente tambien estaba más asequible que el año anterior, incluso me pasó a ver por el trabajo y visitaba mi muro con frecuencia dejándome mensajes cariñosos.

Quedamos con Belén que el domingo por la tarde volveríamos a chatear un buen rato y así nos despedimos.

Transcurrieron un par de semanas en las que cada día nos pasábamos chateando 2 o 3 horas. El tiempo transcurría rápido cuando estábamos en el Chat, pasaban volando.

Una noche fría de Enero en pleno chateo Belén me propuso quedar en Barcelona para conocernos. Yo al principio me quedé sin habla, después reaccioné y quedamos para el día siguiente a las 18 horas en el Zurich de Plaça de Catalunya. Ella iría con un abrigo lila, botas y pantalones. Yo iría con tejanos negros, sudadera del Milan y chaqueta de cuero. Pase la noche casi sin dormir de nervios del día siguiente.  Ya quedan 2 horas para la cita a ver como va.

Ha ido bien, ha llegado con un vestido o falda larga, botas altas, un jersey y el pelo rubio suelto que le daba un aire retro. Hemos estado un rato en el Zurich y después hemos rambleado arriba y abajo y también hemos ido al puerto donde me he pegado un par de pegotes. Ella tomó coca-cola y café con leche, yo, clara y coca-cola. Bons mininos. Hem parlat una mica de tot molt intranscendent, molt correctes els dos, sense tiritos ni res, és normal cara a cara talla més dir segons quines coses pero si continua el tema ja hi haurà temps. Mol guapa i sobretot amb molt estil, com la Maite G. de Jove. Un cochazo, pasta, esta bien situada, una perita en dulce pero llesta si no es flechazo ho veig difícil. Pero mai se sap. Puede llegar a ser una buena amiga con la que compartir problemas y situaciones de la vida.

Cuando paseaba por las Ramblas me he encontrado a José el chavalin que estaba en mi habitación en el Pabellón de Duales de Martorell. Estaba paseando con unos compañeros de la comunidad de drogadictos donde se metió después de la UPD. Nos hemos abrazado. Nos ha hecho mucha ilusión a los dos. A ver si tiene suerte pues va a ser padre en 5 meses.

Belén había quedado con un amigo en la plaza Francesc Macià y nos dirigimos al coche y la guié hasta la plaza. Una vez allí nos besamos en la cara y nos despedimos hasta otro día mientras ella esperaba a su amigo y yo marchaba caminando. Antes de marchar me preguntó si me lo había pasado bien y yo le dije que sí.

Enfilé diagonal hasta la primera parada de autobús donde cogí el 7 hasta el Palacio y des de allí caminando hasta casa. Estaba contento si bien un poco cortado por la duración de la visita, pero no me preocupé demasiado.

Los dias siguientes no tuvimos demasiado contacto, parecía que me rehuía o así me lo parecía a mi. Siempre que intentaba chatear le surgía algun quehacer en casa o con sus hijos. Al principio no me extrañó pero pasados unos días comencé a mosquearme. Me rebote y le envié un mensaje diciéndole que si no quería hablar conmigo me lo dijese y fuera, me fui calentando y ayudado del tóxico me pasé un poco en mis exigencias lo que originó su mosqueo y que yo la diera de baja como amiga. Después le pedí perdón para volver ser amigos pero la cagada estaba hecha ya no quería saber nada conmigo. Yo supongo que el dia de Barcelona hubo algo que no le gustó o yo o mi rollo, yo que se, mujeres, el caso es que la historia se acabó. Mala suerte.

Al dia siguiente conocí a varias chicas más en el FB entre ellas una Maribel con la que me pasé toda la noche chateando hasta las 7 de la mañana, una pasada. Tenía 48 años, separada hacia 10 y con una hija de 16 y en paro. De Martorell. Hemos seguido chateando durante dos semanas y de momento no la he cagado del todo y seguimos amigos. Un dia de estos quedaremos en Granollers o Barna para conocernos y ya veremos si pasa igual que con Belén o la historia es diferente.

Hoy he ido a ver a la Dra. Marina y me ha cambiado un poco el tratamiento pero dice que la solución la tengo yo, que debo encauzar mi vida de nuevo hacia nuevos horizontes que me llenen o jamás saldré de la depresión. El tratamiento ayuda pero el esfuerzo es mío de redecorar mi vida después de la separación: olvidarme de hijos, mujer, etc, y hacer otras cosas que me llenen no necesariamente mujeres sino actividades, estudios, etc. Es el próximo reto que tengo montar mi propia vida yo solo según mis gustos y prescindiendo el pasado. Ardua misión, no es nada fácil pero es lo que toca si quiero superar la depresión.

Sindi Viz Enero de 2010.

Berenice


La desdicha es muy variada. La desgracia cunde multiforme en la tierra. Desplegada por el ancho horizonte, como
el arco iris, sus colores son tan variados como los de éste, a la vez tan distintos y tan íntimamente unidos.
¡Desplegada por el ancho horizonte como el arco iris! ¿Cómo es que de la belleza ha derivado un tipo de fealdad; de la alianza
y la paz, un símil del dolor? Igual que en la ética el mal es consecuencia del bien, en realidad de la alegría nace la tristeza.
O la memoria de la dicha pasada es la angustia de hoy, o las agonías que son se originan en los éxtasis que pudieron haber sido.
Mi nombre de pila es Egaeus; no diré mi apellido. Sin embargo, no hay en este país torres más venerables que las de mi sombría
y lúgubre mansión. Nuestro linaje ha sido llamado raza de visionarios; y en muchos sorprendentes detalles, en el carácter
de la mansión familiar, en los frescos del salón principal, en los tapices de las alcobas, en los relieves de algunos pilares
de la sala de armas, pero sobre todo en la galería de cuadros antiguos, en el estilo de la biblioteca, y, por último, en la naturaleza
muy peculiar de los libros, hay elementos suficientes para justificar esta creencia.
Los recuerdos de mis primeros años se relacionan con esta mansión y con sus libros, de los que ya no volveré a hablar.
Allí murió mi madre. Allí nací yo. Pero es inútil decir que no había vivido antes, que el alma no conoce una existencia previa.
¿Lo negáis? No discutiremos este punto. Yo estoy convencido, pero no intento convencer. Sin embargo, hay un recuerdo
de formas etéreas, de ojos espirituales y expresivos, de sonidos musicales y tristes, un recuerdo que no puedo marginar;
una memoria como una sombra, vaga, variable, indefinida, vacilante; y como una sombra también por la imposibilidad
de librarme de ella mientras brille la luz de mi razón.
En esa mansión nací yo. Al despertar de repente de la larga noche de lo que parecía, sin serlo, la no-existencia, a regiones
de hadas, a un palacio de imaginación, a los extraños dominios del pensamiento y de la erudición monásticos, no es extraño
que mirase a mi alrededor con ojos asombrados y ardientes, que malgastara mi niñez entre libros y disipara mi juventud
en ensueños; pero sí es extraño que pasaran los años y el apogeo de la madurez me encontrara viviendo aun en la mansión
de mis antepasados; es asombrosa la parálisis que cayó sobre las fuentes de mi vida, asombrosa la inversión completa en
el carácter de mis pensamientos más comunes. Las realidades del mundo terrestre me afectaron como visiones, sólo como
visiones, mientras las extrañas ideas del mundo de los sueños, por el contrario, se tornaron no en materia de mi existencia
cotidiana, sino realmente en mi cínica y total existencia.

Berenice y yo éramos primos y crecimos juntos en la mansión de nuestros antepasados. Pero crecimos de modo distinto:
yo, enfermizo, envuelto en tristeza; ella, ágil, graciosa, llena de fuerza; suyos eran los paseos por la colina; míos, los estudios
del claustro; yo, viviendo encerrado en mí mismo, entregado en cuerpo y alma a la intensa y penosa meditación; ella,
vagando sin preocuparse de la vida, sin pensar en las sombras del camino ni en el silencioso vuelo de las horas de alas negras.
¡Berenice! -Invoco su nombre-, ¡Berenice! Y ante este sonido se conmueven mil tumultuosos recuerdos de las grises ruinas.
¡Ah, acude vívida su imagen a mí, como en sus primeros días de alegría y de dicha! ¡Oh encantadora y fantástica belleza!
¡Oh sílfide entre los arbustos de Arnheim! ¡Oh náyade entre sus fuentes! Y entonces…, entonces todo es misterio y terror,
y una historia que no se debe contar. La enfermedad -una enfermedad mortal- cayó sobre ella como el simún, y, mientras yo
la contemplaba, el espíritu del cambio la arrasó, penetrando en su mente, en sus costumbres y en su carácter, y de la forma
más sutil y terrible llegó a alterar incluso su identidad. ¡Ay! La fuerza destructora iba y venía, y la víctima…, ¿dónde estaba?
Yo no la conocía, o, al menos, ya no la reconocía como Berenice.
Entre la numerosa serie de enfermedades provocadas por aquella primera y fatal, que desencadenó una revolución tan horrible
en el ser moral y físico de mi prima, hay que mencionar como la más angustiosa y obstinada una clase de epilepsia que
con frecuencia terminaba en catalepsia, estado muy parecido a la extinción de la vida, del cual, en la mayoría de los casos,
se despertaba de forma brusca y repentina. Mientras tanto, mi propia enfermedad -pues me han dicho que no debería darle otro
nombre-, mi propia enfermedad, digo, crecía con extrema rapidez, asumiendo un carácter monomaníaco de una especie nueva
y extraordinaria, que se hacía más fuerte cada hora que pasaba y, por fin, tuvo sobre mí un incomprensible ascendiente.
Esta monomanía, si así tengo que llamarla, consistía en una morbosa irritabilidad de esas propiedades de la mente que la ciencia
psicológica designa con la palabra atención. Es más que probable que no me explique; pero temo, en realidad, que no haya forma
posible de trasmitir a la inteligencia del lector corriente una idea de esa nerviosa intensidad de interés con que en mi caso las facultades de meditación (por no hablar en términos técnicos) actuaban y se concentraban en la contemplación de los objetos
más comunes del universo.
Reflexionar largas, infatigables horas con la atención fija en alguna nota trivial, en los márgenes de un libro o en su tipografía;
estar absorto durante buena parte de un día de verano en una sombra extraña que caía oblicuamente sobre el tapiz o sobre
la puerta; perderme toda una noche observando la tranquila llama de una lámpara o los rescoldos del fuego; soñar días enteros
con el perfume de una flor; repetir monótonamente una palabra común hasta que el sonido, gracias a la continua repetición,
dejaba de suscitar en mi mente alguna idea; perder todo sentido del movimiento o de la existencia física, mediante una absoluta
y obstinada quietud del cuerpo, mucho tiempo mantenida: éstas eran algunas de las extravagancias más comunes y menos
perniciosas provocadas por un estado de las facultades mentales, en realidad no único, pero capaz de desafiar cualquier tipo
de análisis o explicación.
Pero no se me entienda mal. La excesiva, intensa y morbosa atención, excitada así por objetos triviales en sí, no tiene que
confundirse con la tendencia a la meditación, común en todos los hombres, y a la que se entregan de forma particular las personas
de una imaginación inquieta. Tampoco era, como pudo suponerse al principio, una situación grave ni la exageración de esa
tendencia, sino primaria y esencialmente distinta, diferente. En un caso, el soñador o el fanático, interesado por un objeto
normalmente no trivial, lo pierde poco a poco de vista en un bosque de deducciones y sugerencias que surgen de él, hasta que,
al final de una ensoñación llena muchas veces de voluptuosidad, el incitamentum o primera causa de sus meditaciones desaparece
completamente y queda olvidado. En mi caso, el objeto primario era invariablemente trivial, aunque adquiría, mediante mi visión
perturbada, una importancia refleja e irreal. Pocas deducciones, si había alguna, surgían, y esas pocas volvían pertinazmente
al objeto original como a su centro. Las meditaciones nunca eran agradables, y al final de la ensoñación, la primera causa, lejos
de perderse de vista, había alcanzado ese interés sobrenaturalmente exagerado que constituía el rasgo primordial de la enfermedad. En una palabra, las facultades que más ejercía la mente en mi caso eran, como ya he dicho, las de la atención;
mientras que en el caso del soñador son las de la especulación.
Mis libros, en esa época, si no servían realmente para aumentar el trastorno, compartían en gran medida, como se verá, por
su carácter imaginativo e inconexo, las características peculiares del trastorno mismo. Puedo recordar, entre otros, el tratado
del noble italiano Coelius Secundus Curio, De amplitudine beati regni Dei [La grandeza del reino santo de Dios]; la gran obra de
San Agustín, De civitate Dei [La ciudad de Dios], y la de Tertuliano, De carne Christi [La carne de Cristo], cuya sentencia paradójica: Mortuus est Dei filius: credibile est quia ineptum est; et sepultus resurrexit: certum est quia impossibile est, ocupó durante muchas
semanas de inútil y laboriosa investigación todo mi tiempo.
Así se verá que, arrancada, de su equilibrio sólo por cosas triviales, mi razón se parecía a ese peñasco marino del que nos habla Ptolomeo Hefestión, que resistía firme los ataques de la violencia humana y la furia más feroz de las aguas y de los vientos, pero temblaba a simple contacto de la flor llamada asfódelo. Y aunque para un observador desapercibido pudiera parecer fuera de toda duda que la alteración producida en la condición moral de Berenice por su desgraciada enfermedad me habría proporcionado muchos temas para el ejercicio de esa meditación intensa y anormal, cuya naturaleza me ha costado bastante explicar, sin embargo no era éste el caso. En los intervalos lúcidos de mi mal, la calamidad de Berenice me daba lástima, y, profundamente conmovido por la ruina total de su hermosa y dulce vida, no dejaba de meditar con frecuencia, amargamente, en los prodigiosos mecanismos por los que había llegado a producirse una revolución tan repentina y extraña. Pero estas reflexiones no compartían la idiosincrasia de mi enfermedad, y eran como las que se hubieran presentado, en circunstancias semejantes, al común de los mortales. Fiel a su propio carácter, mi trastorno se recreaba en los cambios de menor importancia, pero más llamativos, producidos en la constitución física de Berenice, en la extraña y espantosa deformación de su identidad personal.
En los días más brillantes de su belleza incomparable no la amé. En la extraña anomalía de mi existencia, mis sentimientos nunca venían del corazón, y mis pasiones siempre venían de la mente. En los brumosos amaneceres, en las sombras entrelazadas del bosque al mediodía y en el silencio de mi biblioteca por la noche ella había flotado ante mis ojos, y yo la había visto, no como la Berenice viva y palpitante, sino como la Berenice de un sueño; no como una moradora de la tierra, sino como su abstracción; no como algo para admirar, sino para analizar; no como un objeto de amor, sino como tema de la más abstrusa aunque inconexa especulación. Y ahora, ahora temblaba en su presencia y palidecía cuando se acercaba; sin embargo, lamentando amargamente su decadencia y su ruina, recordé que me había amado mucho tiempo, y que, en un momento aciago, le hablé de matrimonio.
Y cuando, por fin, se acercaba la fecha de nuestro matrimonio, una tarde de invierno, en uno de esos días intempestivamente cálidos, tranquilos y brumosos, que constituyen la nodriza de la bella Alcíone estaba yo sentado (y creía encontrarme solo) en el gabinete interior de la biblioteca y, al levantar los ojos, vi a Berenice ante mí.
¿Fue mi imaginación excitada, la influencia de la atmósfera brumosa, la incierta luz crepuscular del aposento, los vestidos grises que envolvían su figura los que le dieron un contorno tan vacilante e indefinido? No sabría decirlo. Ella no dijo una palabra, y yo por nada del mundo hubiera podido pronunciar una sílaba. Un escalofrío helado cruzó mi cuerpo; me oprimió una sensación de insufrible ansiedad; una curiosidad devoradora invadió mi alma, y, reclinándome en la silla, me quedé un rato sin aliento, inmóvil, con mis ojos clavados en su persona. ¡Ay! Su delgadez era extrema, y ni la menor huella de su ser anterior se mostraba en una sola línea del contorno. Mi ardiente mirada cayó por fin sobre su rostro.
La frente era alta, muy pálida, y extrañamente serena; lo que en un tiempo fuera cabello negro azabache caía parcialmente sobre la frente y sombreaba las sienes hundidas con innumerables rizos de un color rubio reluciente, que contrastaban discordantes, por su matiz fantástico, con la melancolía de su rostro. Sus ojos no tenían brillo y parecían sin pupilas; y esquivé involuntariamente su mirada vidriosa para contemplar sus labios, finos y contraídos. Se entreabrieron; y en una sonrisa de expresión peculiar los dientes de la desconocida Berenice se revelaron lentamente a mis ojos. ¡Quiera Dios que nunca los hubiera visto o que, después de verlos, hubiera muerto!
El golpe de una puerta al cerrarse me distrajo, y, al levantar la vista, descubrí que mi prima había salido del aposento. Pero de los desordenados aposentos de mi cerebro, ¡ay!, no había salido ni se podía apartar el blanco y horrible espectro de los dientes. Ni una mota en su superficie, ni una sombra en el esmalte, ni una mella en sus bordes había en los dientes de esa sonrisa fugaz que no se grabara en mi memoria. Ahora los veía con más claridad que un momento antes. ¡Los dientes! ¡Los dientes! Estaban aquí, y allí, y en todas partes, visibles y palpables ante mí, largos, finos y excesivamente blancos, con los pálidos labios contrayéndose a su alrededor, como en el mismo instante en que habían empezado a crecer. Entonces llegó toda la furia de mi monomanía, y yo luché en vano contra su extraña e irresistible influencia. Entre los muchos objetos del mundo externo sólo pensaba en los dientes. Los anhelaba con un deseo frenético. Todos las demás preocupaciones y los demás intereses quedaron supeditados a esa contemplación. Ellos, ellos eran los únicos que estaban presentes a mi mirada mental, y en su insustituible individualidad llegaron a ser la esencia de mi vida intelectual. Los examiné bajo todos los aspectos. Los vi desde todas las perspectivas. Analicé sus características. Estudié sus peculiaridades. Me fijé en su conformación. Pensé en los cambios de su naturaleza. Me estremecí al atribuirles, en la imaginación, un poder sensible y consciente y, aun sin la ayuda de los labios, una capacidad de expresión moral. De mademoiselle Sallé se ha dicho con razón que tous ses pas étaient des sentiments, y de Berenice yo creía seriamente que toutes ses dents étaient des ídées. Des idées! ¡Ah, este absurdo pensamiento me destruyó! Des idées! ¡Ah, por eso los codiciaba tan desesperadamente! Sentí que sólo su posesión me podría devolver la paz, devolviéndome la razón.
Y la tarde cayó sobre mí; y vino la oscuridad, duró y se fue, y amaneció el nuevo día, y las brumas de una segunda noche se acumularon alrededor, y yo seguía inmóvil, sentado, en aquella habitación solitaria; y seguí sumido en la meditación, y el fantasma de los dientes mantenía su terrible dominio, como si, con una claridad viva y horrible, flotara entre las cambiantes luces y sombras de la habitación. Al fin irrumpió en mis sueños un grito de horror y consternación; y después, tras una pausa, el ruido de voces preocupadas, mezcladas con apagados gemidos de dolor y de pena. Me levanté de mi asiento y, abriendo las puertas de la biblioteca, vi en la antesala a una criada, deshecha en lágrimas, quien me dijo que Berenice ya no existía. Había sufrido un ataque de epilepsia por la mañana temprano, y ahora, al caer la noche, ya estaba preparada la tumba para recibir a su ocupante, y terminados los preparativos del entierro.
Me encontré sentado en la biblioteca, y de nuevo solo. Parecía que había despertado de un sueño confuso y excitante. Sabía que era medianoche y que desde la puesta del sol Berenice estaba enterrada. Pero no tenía una idea exacta, o por los menos definida, de ese melancólico período intermedio. Sin embargo, el recuerdo de ese intervalo estaba lleno de horror, horror más horrible por ser vago, terror más terrible por ser ambiguo. Era una página espantosa en la historia de mi existencia, escrita con recuerdos siniestros, horrorosos, ininteligibles. Luché por descifrarlos, pero fue en vano; mientras tanto, como el espíritu de un sonido lejano, un agudo y penetrante grito de mujer parecía sonar en mis oídos. Yo había hecho algo. Pero, ¿qué era? Me hice la pregunta en voz alta y los susurrantes ecos de la habitación me contestaron: ¿Qué era?
En la mesa, a mi lado, brillaba una lámpara y cerca de ella había una pequeña caja. No tenía un aspecto llamativo, y yo la había visto antes, pues pertenecía al médico de la familia. Pero, ¿cómo había llegado allí, a mi mesa y por qué me estremecí al fijarme en ella? No merecía la pena tener en cuenta estas cosas, y por fin mis ojos cayeron sobre las páginas abiertas de un libro y sobre una frase subrayada. Eran las extrañas pero sencillas palabras del poeta Ebn Zaiat: “Dicebant mihi sodales, si sepulchrum amicae visitarem, curas meas aliquantulum fore levatas”. ¿Por qué, al leerlas, se me pusieron los pelos de punta y se me heló la sangre en las venas?
Sonó un suave golpe en la puerta de la biblioteca y, pálido como habitante de una tumba, un criado entró de puntillas. Había en sus ojos un espantoso terror y me habló con una voz quebrada, ronca y muy baja. ¿Qué dijo? Oí unas frases entrecortadas. Hablaba de un grito salvaje que había turbado el silencio de la noche, y de la servidumbre reunida para averiguar de dónde procedía, y su voz recobró un tono espeluznante, claro, cuando me habló, susurrando, de una tumba profanada, de un cadáver envuelto en la mortaja y desfigurado, pero que aún respiraba, aún palpitaba, ¡aún vivía!
Señaló mis ropas: estaban manchadas de barro y de sangre. No contesté nada; me tomó suavemente la mano: tenía huellas de uñas humanas. Dirigió mi atención a un objeto que había en la pared; lo miré durante unos minutos: era una pala. Con un grito corrí hacia la mesa y agarré la caja. Pero no pude abrirla, y por mi temblor se me escapó de las manos, y se cayó al suelo, y se rompió en pedazos; y entre éstos, entrechocando, rodaron unos instrumentos de cirugía dental, mezclados con treinta y dos diminutos objetos blancos, de marfil, que se desparramaron por el suelo.

Edgar A. Poe